10 junio 2010

La empresa de agua embotellada que se pasó de “lista”.

Lo incluyen como uno de los mayores papelones del mundo de los negocios. Y de hecho, es uno de los puntapiés más significativos a los argumentos en contra del consumo de agua embotellada.

image

La empresa de agua embotellada Fiji, gracias a una muy efectiva campaña de marketing, llegó a posicionar su marca a nivel internacional. El agua embotellada Fiji alcanzó a ser la segunda marca de agua más vendida en Estados Unidos. Pero para su “mala fortuna”, tuvo un exceso de arrogancia al desplegar una campaña publicitaria en revistas en el año 2007, con la frase “La etiqueta dice Fiji porque no es embotellada en Cleveland” (Ohio), como una forma de acentuar la pureza de su origen. Según explica uno de los responsables de la campaña, la elección de la ciudad de Cleveland para incluirla en la frase fue realizada al azar.

Las autoridades de Cleveland, un tanto ofendidas, decidieron realizar un análisis comparativo del agua de grifo local y el agua embotellada Fiji. Los resultados determinaron que el agua embotellada contenía 6,3 microgramos de arsénico por litro, mientras que el agua del grifo de la ciudad tenía una presencia nula de arsénico. Los análisis tomaron estado público, y por supuesto, resultaron un bofetazo para la empresa, que decidió promover sus propios análisis. Los resultados de los nuevos estudios, determinaron una presencia de 2 microgramos por litro, quedando demostrado que el agua Fiji, era además de más cara, levemente más tóxica que el agua de grifo (siempre dentro de los niveles tolerados por la ley).

La empresa, no sólo decidió terminar con la campaña, sino que además, tuvo que acentuar sus políticas para reducir los efectos contaminantes a través del ciclo de vida del producto, ante el marcado descenso de sus volúmenes de ventas.

¿Zas en toda la boca épico?

Si te ha gustado, menéalo

- Para verificar, podemos consultar una de las noticias sobre el incidente en medios norteamericanos.

- En la fotografía, el usuario de Flickr Sweet One refleja el nuevo perfil publicitario de la empresa, en su intento por revertir la imagen negativa del impacto del agua embotellada en el medio ambiente.

Por cierto, hace un tiempo que estoy en Twitter/VisionBeta

12 comentarios:

  1. Lo cierto es que un reciente estudio ha demostrado que el agua del grifo es, generalmente, más sana que la mayoría de aguas embotelladas. Por aquí lo contaba:
    http://lacienciaesbella.blogspot.com/2010/05/embotellada-mas-bacterias-que-la-del.html

    ResponderEliminar
  2. A pesar de todo, tienen razón al afirmar que "La etiqueta dice Fiji porque no es embotellada en Cleveland"...

    ResponderEliminar
  3. Buena observación. Igualmente, el argumento hoy también les jugaría en contra, porque cada vez más gente encuentra anormal transportar el agua que bebemos miles de kilómetros :)

    ResponderEliminar
  4. Idiotas, el agua fiji es obviamente mas cara que la del grifo de cleveland porque contiene arsenico, apoco creen que el arsenico se da en los arboles...


    solo las clases altas tomamos agua con arsenico, bola de corrientes

    ResponderEliminar
  5. Boris: ¿Y agua con mercurio? ¡yo quiero agua con mercurio!

    ResponderEliminar
  6. Es igual de anormal transportar vino miles de kilometros, o cerveza de importación, o ropa de China...

    ResponderEliminar
  7. Ahora entiendo porque vendían agua, porque con esa inteligente campaña era lo único que podrían vender

    ResponderEliminar
  8. Pues a mí el agua del grifo me revuelve las tripas. Por algo será.

    ResponderEliminar
  9. wulfx: porque no tiene arsénico.

    ResponderEliminar
  10. ¿por qué el artículo no tiene fecha?

    ResponderEliminar
  11. Aunque no recuerdo haberlo desactivado, supongo que porque está desactivada la fecha en las funcionalidades de blogger. (es del 10 de Junio de 2010)

    ResponderEliminar