04 junio 2009

Bombardeos de la SGM planificados con una guía turística

Cuando imaginamos a estrategas de guerra planificando un bombardeo sobre una ciudad, pensamos en un estudio minucioso de posibles blancos. Parece todo lo contrario a planificar un bombardeo seleccionando blancos a través de una guía turística, y según el número de estrellas con que calificaban cada lugar de interés, tal como ocurrió durante la Segunda Guerra Mundial.

bombardeo

Los estrategas de la Alemania Nazi planificaron bombardeos sobre ciudades inglesas como represalia por el ataque a la histórica ciudad alemana de Lübeck. Pero al hacerlo, no destruyeron industrias, fábricas militares, ni infraestructuras de comunicación. Las incursiones se realizaron a partir de 1942. y el objetivo no fue otro que atacar lugares de interés de gran valor patrimonial y sentimental para los británicos

Se conocieron como Baedeker Blitz, bombardeos donde los blancos fueron minuciosamente seleccionados de la famosa guía Baideker,una publicación alemana famosa por calificar con estrellas los sitios turísticos de interés en cada región. Según las estrellas con la que puntuaban en la guía Baedeker, se escogieron sitios de interés en las ciudades inglesas de Bath, Canterbury, Exeter, Norwich y York, especialmente edificios públicos notables e iglesias.

La coincidencia de los sitios devastados, con los lugares calificados con tres estrellas en las guías, no era nada casual. Un propagandista del ejército alemán declaró luego de los bombardeos abiertamente: "hemos salido a bombardear todos los edificios en Gran Bretaña marcados con tres estrellas en la guía Baedeker”.

Los ataques, terminaron pasando a la historia bautizados con el nombre de la guía turística. Involuntariamente, los mismos lugares que recomendaba la guía, terminaron borrados del mapa.

El método de realizar ataques- represalia atentando contra sitios de interés se volvió a utilizar en otros sitios de Europa y África, valiéndose de otras “recomendaciones” de las guías Baedeker.

Información en 1, 2

3 comentarios:

  1. Hola en este momento estoy navegando por la red y me encontré con tu blog que seguramente esta muy bueno, pero me es imposible verlo a todo, es por eso que te mando un saludo y espero que le sigas poniendo tantas ganas como hasta ahora. Hasta pronto.


    Firma: http://lomascodiciadodelplaneta.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Parece una burrada pero es hasta cierto punto lógico. Para esas fechas, los alemanes tenían terribles problemas para conseguir fotos e información decente sobre Inglaterra, así que tiraron de guía porque no tenían gran idea de la posición de blancos militarmente importantes.

    También, cuando los mapas del ejército americano demostraron no estar suficientemente actualizados, gente como Patton insistían en emplear la Guía Michelin para dirigir su marcha por Francia.

    Más triste fue lo de Gallípoli en 1915: mucha de la información venía de guías turísticas, pero esto era más bien por desprecio y racismo ante los turcos, de los que no se esperaba que presentasen resistencia seria. Vaya si la presentaron...Algo parecido pasó en la campaña anglo-francesa en Suez en 1957.

    En resumen, por inverosímil que parezca, es algo bastante común. Como la incompetencia, más o menos.

    ResponderEliminar